Saltar al contenido
Aviones de Combate, de Guerra y Militares

SPAD S.VII

Avión Caza SPAD SVII

SPAD S.VII

Fabricado en: Francia

Longitud: 6,1 m

Envergadura: 7,8 m

Velocidad máx: 192 km/h

Altura: 2,2 m

Peso vacío: 510 kg

Alcance: 360 km

Techo de vuelo: 5.335 m

Aparecidos en 1916, los cazas SPAD S.VII fueron una verdadera revelación. Veloces y robustos, anularon la supremacía aérea alemana.

Junto con el SE.5, el SPAD VII fue el caza que cambió la suerte de la guerra aérea sobre el Frente Occidental después que el Albatros D.I hubiera dado la ventaja a Alemania en 1916.

Además, su sucesor, el SPAD XIII, proporcionó a algunos de los mejores ases de la Primera Guerra Mundial el instrumento perfecto para sus mortíferas misiones.

Todos los aviones de éxito llevan motores ligeros, potentes y fiables.

El SPAD V no fue una excepción.

Como el SE.5, su motor era el magnífico ocho cilindros en V, desarrollado por Hispano-Suiza.

Diseñado por el suizo Markus Birkigt, con la inestimable ayuda de los españoles Sousa Peco y Quesada, era un monobloque de aluminio revestido en acero refrigerado por agua.

El modelo original de serie pesaba sólo 200 kg pero era capaz de suministrar una potencia de 111,8 kW (152 CV).

Al final del conflicto se habían producido casi 50.000 motores en España, Estados Unidos, Francia, Gran Bretaña, Italia y Japón.

Historia del avión SPAD S.VII

Louis Béchéreau, proyectista jefe de la Sociéte Anonyme Pour la Aviation et ses Derivés (SPAD), cuyos monoplanos Deperdussin habían obtenido diez récords consecutivos de velocidad inmediatamente antes de la guerra, utilizó el nuevo motor en un biplano convencional.

Veloz, robusto y armado con una ametralladora de 7,7 mm sincronizada, podía subir más velozmente que el Albatros y picar a velocidades superiores a las de cualquier otro caza de su época.

Aunque no poseía la sorprendente maniobrabilidad del SE.5, podía soportar los esfuerzos de un combate aéreo prolongado.

Las entregas a la Aeronáutica francesa comenzaron en septiembre de 1916, pero la producción fue inicialmente baja y en el primer año sólo se completaron unas 500 unidades.

Otras fábricas empezaron a construir este modelo y pronto la mayoría de las escuadrillas francesas de caza estaba equipada con los SPAD.

Pronto, el SPAD comenzó a ser adoptado por otras aviaciones. Italia compró más de 200 y otro de sus usuarios más importantes fue el US Army Air Corps.

En total se fabricaron más de 6000 aviones. Todos, salvo los primeros 500, dotados con motor Hispano 8Ab de 130,5 kW (177 CV).

Avión SPAD V, VII, X, XII, XII

Armamento del SPAD XII

Una mayor potencia y un armamento más pesado habría obviamente mejorado un ya válido caza, pero el SPAD XII resultó un poco excesivo.

Desarrollado por sugerencia del gran as francés Georges Guynemer, tenía un cañón de 37 mm instalado entre las filas de cilindros y disparando a través del cubo de la hélice.

Tanto Guynemer como el más hábil as de la guerra, René Fonck, obtuvieron muchas de sus victorias con SPAD XII, pero el grueso cañón presentaba numerosos defectos.

Su cadencia de tiro era baja, el retroceso demasiado potente y los humos expulsados al disparar podían hacer perder el conocimiento al piloto.

El SPAD XIII estaba armado con dos ametralladoras Vickers de 7,7 mm sincronizadas para disparar a través del disco de la hélice. Cada arma disponía de 100 disparos y era apuntada con una sencilla cruz filar montada entre los tubos de las ametralladoras.

Ametralladora del avión SPAD

Prestaciones del avión caza SPAD XIII

Para el SPAD XIII se utilizó una fórmula de mayor éxito.

Provisto inicialmente de un Hispano-Suiza en V de 16A kW (223 CV), simplemente se dobló el armamento del S.VII.

Motor del SPAD

La célula era ligeramente más grande y más pesada, pero gracias a la mayor potencia, el avión era capaz de alcanzar los 215 km/h, 25 km/h más que el S.VII.

Además, fue fabricado en un número aún más elevado de ejemplares y más de 7.000 SPAD XII
se entregaron antes del final de la guerra.

Estos aviones fueron empleados por 109 escuadrillas: 81 francesas, 16 estadounidenses, 11 italianas y una belga.

El SPAD estaba construido en madera con revestimiento textil.

Los planos estaban sostenidos por ocho montantes y arriostrados.

El resultado era un avión robusto y fiable.

Los SPAD americanos

Estados Unidos entró en guerra en abril de 1917, cuando el US Army Air Service (USA-AS) contaba apenas con un millar de efectivos y 55 aviones para combatir en la Primera Guerra Mundial.

En junio y julio de 1917, una comisión visitó Gran Bretaña, Francia e Italia para estudiar los diversos tipos de aviones disponibles y eligió el SPAD XIII como el mejor caza en servicio en ese momento.

Casi 900 ejemplares fueron entregados a la American Expeditionary Force y muchos de ellos fueron enviados a EEUU después de la guerra.

En combate, los SPAD S.VII y XIII se mostraron al mismo nivel que con sus adversarios.

Avión de la IGM SPAD XIII

René Fonck consiguió dos veces seis victorias en un solo día, alcanzando al final de la guerra un total de 75 derribos, además la mayoría de los restantes ases franceses se especializó en los SPAD.

Pero no fueron sólo los ases franceses los que se hicieron famosos pilotando los SPAD.

El estadounidense Eddie Rickenbacker y el italiano Francesco Baracca, que consiguieron el más elevado número de victorias en sus respectivas aviaciones, también consiguieron la mayoría de ellas en el biplano francés.

Los SPAD marinos

Los cazas normales constituyeron el punto de partida para otras muchas versiones, comprendido el hidroavión SPAD XIV y el "monoplaza protegido" SPAD 20.

Este último aspiraba a asociar la velocidad del monoplaza con la protección ofrecida por un segundo tripulante armado con una ametralladora Lewis que proporcionaba la defensa del sector trasero.

Tanto el XIV como el 20 fueron construidos en número relativamente corto, también se hicieron unos pocos SPAD XVII, dotados con motores de 223,7 kw.

El SPAD 24 era una versión con ruedas del hidroavión S.XIV concebida para operar desde portaaviones.

La carrera del SPAD no terminó con el Armisticio de noviembre de 1918.

SPAD S.VII y XIII Historia

Este avión permaneció en servicio en Francia durante otros cinco años y tras el final del conflicto los SPAD fueron ampliamente exportados.

La producción de más de otros mil S.XIII continuó hasta finales de 1919.

Los SPAD S.VII fueron adoptados por Brasil, Grecia, Perú, Portugal, Rumania, Rusia, Tailandia y Yugoslavia.

Los S.Xlll lo fueron por Bélgica, Checoslovaquia, Japón y Polonia.

Además de los cazas, el SPAD 20 dio así mismo vida a toda una familia de aviones de competición y de transporte civil.

Los aviones SPAD 20bis compitieron en muchas de las carreras aéreas de los primeros años veinte y, en febrero de 1920, uno de ellos comenzó justo donde habían concluido los Deperdussin, al obtener un nuevo récord del mundo de velocidad con 283 km/h.

Especificaciones del S.VII SPAD

  • Dimensiones del S.VII

Tripulación

1 piloto

Longitud

6,1 m

Altura

2,2 m

Envergadura

7,8 m

Superficie alar

19,2 m²

  • Pesos

Vacío

510 kg

Cargado

650 kg

Máx. al despegue

740 kg

  • Velocidad máxima, alcance y techo de vuelo del SPAD S.VII

Velocidad máx.

192 km/h

Alcance

360 km

Techo de vuelo

5.335 m

  • Armamento

Ametralladoras​​​​​​​

1× Vickers de 7,7 mm

Vídeos interesantes del SPAD VII

1